Personas altamente sensibles como pareja: 15 cosas que debes saber

Ya sabes lo bonito de estar con una persona sensible.

Son seres maravillosamente empáticos. Son felices, cuando tú eres feliz y te lo demuestran con el corazón.

Pero esto no significa que ser la pareja de una persona altamente sensible siempre sea fácil.

Muchas veces deberás controlar tus emociones y superar las disputas cotidianas.

Para ello creamos esta guía con 15 tips que te ayudarán a manejarte con un hombre altamente sensible.

15 claves para relacionarte de forma exitosa con una pareja muy sensible

1) Necesita su tiempo a solas más de lo que te gustaría

Las relaciones se tratan de dar y recibir. Pero cuando uno necesita más tiempo a solas que el otro, a menudo es motivo de conflicto.

Tu compañero altamente sensible recibe más estimulación a lo largo del día que tú. Así que, si necesita escabullirse para estar solo durante unas horas, es mejor que lo dejes.

Piensa en ello como si se estuviera conectando para recargar sus baterías. Todos tenemos que hacerlo de vez en cuando. Incluso quienes no son personas altamente sensibles.

Ahora bien, es normal que te sientas un poco molesta cuando esto sucede.

Ambos llegan a casa después de un largo día de trabajo.

Entonces, te apetece pasar el rato con él y ver una película juntos. Pero tu pareja necesita tiempo y espacio para relajarse a solas.

Consejo: a pesar de que te gustaría estar con él, permítele tener su momento de paz. Verás que gracias a ello, tendrás una pareja y una relación mucho más feliz a largo plazo.

2) Su extrema conciencia y sus observaciones pueden no siempre ser bien recibidas

Un don único que tiene la persona altamente sensible es la increíble conciencia y las habilidades de observación.

Él ve más allá de la superficie. Percibe la profundidad de las personas que lo rodean.

Entonces, naturalmente, como su pareja, serás analizada, y mucho.

Y eso significa tanto lo bueno, como lo malo.

Una persona altamente sensible, dependiendo de su personalidad, puede ser más comunicativo con estas ideas de lo que te gustaría.

Son honestos contigo, porque te quieren y se sienten cómodos haciéndolo.

Sus observaciones, a veces, pueden sonar duras. Por eso es muy importante que aprendas que él sólo está expresando una verdad incómoda. Es muy probable que él no quiera que lo malinterpretes y pienses que te está insultando de una manera degradante.

Tu pareja es demasiado honesta, con demasiada frecuencia.

Habla de ello con él. Explícale cómo te hace sentir esto, aunque es muy probable que ya se haya dado cuenta. Encuentren la manera de llegar a un acuerdo, mediante el cual las críticas se compartan de una forma más productiva.

3) Él siente más profundamente y puede tardar más en sanar, cuando está herido

Cuando un hombre altamente sensible siente energía negativa, no es simplemente una experiencia fugaz.

Se queda con él, incluso si no conoce a la persona de quien la percibió.

Por ejemplo, un amigo de tu pareja se está divorciando.

Es triste, nadie lo negará. Pero tu chico parece estar particularmente obsesionado con esto.

Por un tiempo, tu pareja obviamente se preocupa por su amigo y por su bienestar.

El tema es que si continúa sintiéndose triste por su amigo más tiempo del que debería, puede comenzar a sentir como que él mismo está pasando por un divorcio.

Las personas altamente sensibles absorben las emociones de quienes las rodean. Es probable que el dolor y la desesperación de su amigo se hayan transferido a tu pareja.

Le tomará más tiempo superar esta situación, que a alguien que no es una persona altamente sensible. Este último, por supuesto que te ofrecerá un hombro reconfortante donde apoyarte. Pero dejará el tema una vez que lleguen a casa.

Sé paciente con tu pareja. Puede parecer que lleva consigo las aflicciones del mundo, pero con el apoyo adecuado, pueden aprender a minimizar lo mucho que las emociones de los demás le afectan. 

4) Las cosas pueden ponerse intensas

Los hombres altamente sensibles sienten con más profundidad. Desde la sensación del sol calentando su piel, hasta una obra de arte que trae a colación viejas emociones.

Y mientras que las cosas buenas se sienten GRANDES, las cosas malas pueden sentirse peor de lo que son realmente.

La parte buena es que. como su pareja, puedes aprovechar al máximo, cuando se trata de sentimientos positivos. Esto incluye las relaciones sexuales.

Explora con tu pareja, ya sea jugando con ciertos materiales o con los sonidos y olores que los excitan.

Pero ¡cuidado! Algunos se ven afectados por ruidos fuertes o no pueden soportar ciertos olores. Otros pueden sentirse desanimados por ciertos gustos o luces brillantes. Otra experiencia común es no poder soportar texturas específicas que toquen su piel. Hasta el punto en que les duele. Tener en cuenta estos detalles hará que logres tener una gran experiencia en la cama con él.

Saber esto puede ayudarte a comprender por qué tu pareja de repente necesita abandonar una fiesta o no usa determinada ropa.

Es importante pedirle que sea abierto sobre cómo se ven afectados sus sentidos.

De esta forma podrás ayudarlo a salir de ciertas situaciones, en lugar de dejar que se abrume.

5) Las discusiones pueden agobiar a una persona altamente sensible

Cada relación tendrá peleas en algún momento. La fuerza de la relación estará determinada por cómo lograrán superar estas discusiones.

La mayoría de los chicos altamente sensibles huirán de la situación para evitar el conflicto. Mientras que otros pueden sentirse amenazados y comenzarán a arremeter contra ti.

Entonces, lo mejor que ambos pueden hacer, es conversar sobre sus mecanismos de defensa y reacciones ante los conflictos. De esta forma, con el entendimiento del otro, disminuirán sus conflictos.

Algunas formas en que puedes abordar esta conversación son:

  • Encuentra un lugar tranquilo y acogedor para hablar, preferiblemente un lugar privado, para que no te interrumpan.
  • Mantén la conversación de forma respetuosa. Si sientes que se está alterando, haz una pausa y vuelve cuando ambos se hayan calmado.
  • No des vueltas. Habla directamente y escucha los puntos de tu pareja, sin descartarlos.
  • Llega a la raíz del problema y deja de lado las pequeñas quejas.
  • Trata de encontrar puntos en común, donde puedan comprometerse juntos.
  • Si no puedes llegar a una solución, acepta no estar de acuerdo. Si los problemas pueden pasarse por alto, hazlo por el bien de la relación.
  • Pueda resultar incómodo o difícil en un principio. Pero tienes que saber que ambos se comprenderán mejor, cuanto más practiquen este ejercicio.

6) Él quiere que lo cuides, pero no que lo asfixies

Tu pareja altamente sensible necesitará que lo tranquilices y lo ames probablemente más de lo que normalmente lo harías con una persona que no es tan sensible. 

Pero ten cuidado de no abrumarlo.

Aprende cuándo tu hombre necesita tu apoyo y cuándo es mejor que retrocedas y lo dejes manejar sus emociones solo. 

Si bien querrás ser a quien recurra, cuando necesite sentirse amado y aceptado, no querrás cometer el error de querer «arreglarlo».

Sus emociones no necesitan ser arregladas, sólo necesitan un ambiente seguro y reconfortante donde desenvolverse como él es.

Y más que nada, tu novio o marido quiere sentirse aceptado. Especialmente por ti. Este es el mayor apoyo que puedes brindarle.

7) Él observa tu lenguaje corporal, incluso sin que te des cuenta

Ya sea que se trate de poner los ojos en blanco o de encogerse de hombros, tu pareja altamente emocional está constantemente absorbiendo información de los detalles que lo rodean. Incluida la forma en que tú le respondes.

Si no quieres parecer molesta o frustrante, ser consciente de tu lenguaje corporal puede evitarte tensiones en tu relación.

Igualmente, no es cuestión de que te obsesiones con cada expresión facial que haces, por temor a que moleste a tu chico.

Eso sería prácticamente imposible, ya que muchos de nuestros movimientos corporales suceden de forma inconsciente.

Lo que quiero decir aquí es, si eres consciente de que tienes ciertos hábitos que le molestan a tu pareja, es hora de aclarar algunos puntos.

Tal vez pongas los ojos en blanco simplemente para agregar un poco de drama a las situaciones. Lo haces con humor, no con sarcasmo. Explícale esto a tu pareja y será menos probable que se lo tome mal la próxima vez que lo hagas.

8) Es buena idea saber cuándo detener una conversación

Como mencionamos anteriormente, las discusiones acaloradas y los conflictos pueden abrumar a tu pareja. Esto puede hacer que se paralice y se aleje de ti.

Es importante que trates de no ser impaciente con tu persona altamente sensible, cuando él necesita tiempo para pensar.

De lo contrario se sentirá aún más agobiado. De esta manera, las posibilidades de llegar a una solución saludable se reducen drásticamente.

Por lo tanto, es importante saber cuándo dar un paso atrás en una conversación con tu hombre emocionalmente sensible. Dale un poco de espacio.

Con el tiempo comenzarás a reconocer sus factores desencadenantes. Además, juntos aprenderán a navegar por estas difíciles conversaciones, antes de que estalle la discusión.

Recuerda: es mejor prevenir una situación como esta, que tener que hacer reparación de daños después.

9) Aprende cuáles son los sentidos que activan a tu chico altamente sensible

Algunas personas altamente sensibles se desencadenan más por los sonidos que por el tacto. Otras reaccionan fuertemente al gusto o al olfato.

Saber lo antes posible, cuál de los cinco sentidos afecta a tu hombre será de gran ayuda para una relación feliz.

Por ejemplo, si tu pareja se siente estimulada por el sonido, debes saber que tener una conversación con él en un restaurante lleno de gente, probablemente no fluirá bien.

O, si se abruma por los olores, es posible que prefieras comprar velas sin perfume para esa noche romántica en casa. 

Conociendo estos pequeños detalles ayudarás a tu amor a manejar su sobrecarga.

10) Tus palabras importan tanto como tus acciones

Tu persona altamente sensible toma profundamente lo que dices.

Por ejemplo, cuando le dices cuánto lo amas, o le dejas notas dulces para que se despierte con una sonrisa. ¡Todo esto le llegará al fondo de su corazón y le alegrará el día!

Por otro lado, si lo insultas o le hablas con dureza, él también se lo tomará muy en serio.

Incluso las personas que no son tan sensibles se ven muy afectadas por los comentarios hirientes. Imagínate cómo será para alguien que naturalmente siente todo en modo amplificado.

Y un punto final sobre las palabras que elijas: asegúrate de que se alineen con tus acciones.

Las personas altamente sensibles son excelentes para detectar inconsistencias y se darán cuenta si no eres sincera con lo que dices y haces.

11) Sus comportamientos probablemente se espejarán después de un tiempo

Es natural que adquirimos hábitos y rasgos de nuestra pareja.

A veces, esto puede deberse a copiar inconscientemente sus acciones para aumentar el vínculo que compartimos. Es un fenómeno llamado «espejar».

Esto tiene sentido. Ustedes comen, viven y duermen juntos. Sería imposible evitar adoptar características de tu pareja, estando tanto tiempo juntos.

12) Vas a necesitar paciencia y comprensión

Esto es realmente necesario si estás en pareja con una persona muy sensible. Pero también es la base de cualquier relación.

Con un hombre muy emocional, ambos necesitarán paciencia, mientras descubren cómo navegar los altibajos de su relación. No sólo depende de ti hacer esto. Ambos son responsables de controlar sus propias emociones.

Deberás tener paciencia, cuando tu pareja necesite descomprimirse a su manera.

O cuando se vuelva impaciente, al sufrir una sobrecarga sensorial.

Además, para ser paciente con tu chico, primero debes comprenderlo.

Cuando comprendas por qué tu pareja altamente sensitiva actúa de la manera en la que lo hace, no te lo tomarás como algo personal. Minimizarás el conflicto en su relación.

13) Tu estado de ánimo puede afectar a tu pareja altamente sensible

¿Alguna vez has estado con alguien que está tan deprimido, que puede hacer que un día soleado se sienta nublado y gris?

El estado de ánimo de otra persona puede que alguna vez se nos contagie.

Pero para un hombre muy sensible esto sucede con mucha mayor facilidad. Y tú, siendo la persona más cercana a él, tiene el efecto más poderoso sobre él.

Esa es la desventaja de esta habilidad que tienden a tener las personas altamente emocionales.

La ventaja es que cuando estés feliz, ¡él estará feliz! Tus buenas vibraciones serán captadas rápidamente.

14) Puede que tenga que comprometer tu vida social

Se cree que aproximadamente el 70% de las personas altamente sensibles son introvertidas.

Esto significa que es posible que no disfruten de las grandes reuniones sociales, con personas que no conocen. Puede que se sientan agobiados ante estas situaciones y quieran evitarlas o salgan huyendo.

Como su pareja, probablemente ya lo sepas.

Pero es algo que debes tener en cuenta al embarcarte en la vida matrimonial, hacer planes con otras personas, comenzar una familia, entre otras cosas.

Si están solteros, es probable que haya ocasiones en las que asistan a sus reuniones sociales por separado, en lugar de socializar como pareja.

Pero una vez que se haya unido al club de los casados, es posible que se espere que asistan juntos a todos los eventos. Las reuniones familiares son un claro ejemplo de ello.

Debes ser consciente de cuánto puede lidiar tu pareja en términos de socialización.

Algunos estarán bien, dependiendo de qué tan ruidoso o ajetreado sea un ambiente.

Otros pueden sentirse abrumados por su entorno, por lo que es sólo cuestión de saber, qué funciona para ambos.

Y si su pareja es extrovertida, encontrar el equilibrio entre la diversión y la sobrecarga será la clave para disfrutar juntos de una vida social saludable.

15) Tu relación será más feliz, si no te tomas todo tan en serio

Sabemos que es más fácil decirlo, que hacerlo.

Si todos pudiéramos dejar de tomarnos las cosas tan personalmente, probablemente todos viviríamos vidas mucho más felices.

Comprender a tu pareja y cómo el ser muy sensible afecta su estado de ánimo a diario, será de gran ayuda.

Claro que no eres un saco de boxeo emocional. No está bien que tu pareja sienta que está bien atacarte verbalmente. Eso es inaceptable y no debes permitirlo.

A lo que me refiero aquí es, a los malentendidos ocasionales o algún momento brusco, que atraviesa toda pareja.

No tomarlo en serio ayudará a tu pareja a calmarse más rápidamente. Adicionalmente, podrás resolverlo de manera saludable y seguir adelante.

Si quieres aprender más sobre los errores más comunes en las parejas, aquí te dejo el acceso a un artículo que puede interesarte.

Reflexiones finales

Estar en una relación con una persona muy sensible es muy gratificante.

Sí, habrá momentos en los que chocarán o sentirás que no están en la misma página.

Pero ¿qué relación no pasa por períodos como esos?

El mero hecho de que estés leyendo sobre cómo apoyar a tu pareja altamente sensible y aprender sobre lo que es ser muy emocional en una relación, demuestra que ya estás haciendo un gran trabajo.

Así que recuerda que, en cualquier relación, la receta del éxito radica en tener un equilibrio en el tiempo que pasan juntos y separados. Tener una actitud comprensiva es fundamental y, sobre todo, el amor y el respeto mutuos es la base principal.