Olvidar a alguien que no te conviene: 17 claves para liberarte

We sometimes include products we think are useful for our readers. If you buy through links on this page, we may earn a small commission. Read our affiliate disclosure.

¿Te han roto el corazón recientemente?

Todos sabemos que es una sensación nada agradable. 

La angustia es de las experiencias humanas más dolorosas que todos tenemos que transitar. 

Pero a pesar de ser algo que sucede todo el tiempo, el dolor de perder a alguien que amas siempre estará.

Solo hay una cosa que hacer: Seguir adelante. 

Debes hacerlo.

Pero, ¿cómo lograrlo exactamente? 

En esta guía, te compartiré claves para superar esa angustia y cómo superar a alguien para siempre.

¿Por qué es tan doloroso cuando te rompen el corazón?

Es que el dolor es tan intenso que va más allá de lo emocional.

Pero en realidad hay algo de ciencia detrás de esto.

Cuando atravesamos una ruptura, especialmente una inesperada, nuestros cuerpos la registran como una emergencia. 

Esto significa que se activa nuestro sistema de “lucha o huida”, lo que puede provocar síntomas físicos.

Según la psicóloga clínica Dra. Kristin Bianchi:

“Nuestros músculos se tensan, perdemos el apetito, podemos experimentar trastornos [gastrointestinales] y es probable que tengamos problemas para conciliar el sueño. Estar en este estado de hipervigilancia física durante un período de tiempo puede provocar dolores de cabeza, dolores de estómago y dolor muscular “.

En cuanto a toda la confusión emocional y mental, la Dra. Bianchi explica:

“Inmediatamente después de una ruptura, vamos a experimentar estos cambios químicos abruptos casi como lo haríamos con un tipo de abstinencia, con ‘ansias’ de reunirnos con nuestros ex”.

Así que si lo que quieres es superar todas esas sensaciones dolorosas e incómodas después de una ruptura, continua leyendo. 

17 maneras de olvidar a alguien que no te conviene, para siempre

Quizás la parte más desafiante de seguir adelante es la incertidumbre de si realmente podrás superar a tu ex para siempre.

Para algunas personas, ese proceso puede llevar años. 

Así que hemos ideado 17 formas para asegurarnos que tú tengas éxito.

1) Permítete sentir el dolor

El primer paso para solucionar el problema es aceptar que es normal que sufras. 

En lugar de reprimir tus emociones, aprovecha esta oportunidad como parte de un proceso de sanación.

Llora si es necesario. Sumérjete en tu dolor cuando sientas que lo necesitas. Date la oportunidad de sentir y transitar todo lo que te está sucediendo.

Debes saber que te sentirás lista para seguir adelante algún día. Pero mientras la herida todavía te duela, siente el dolor.

2) No dejes que la ruptura te consuma

Sí, necesitas llorar. Pero no dejes que tu angustia consuma toda tu vida.

Los seres humanos tenemos una capacidad asombrosa para compartimentar. 

Lo sé, has perdido una gran parte de ti misma, pero aún tienes una vida.

Barton Goldsmith, autor y psicoterapeuta, dice:

“La compartimentación no se trata de estar en negación; se trata de poner las cosas en su lugar y no dejar que se interpongan en el camino del resto de su vida.

“No puede simplemente ignorar sus problemas y esperar que desaparezcan, pero obsesionarse con ellos tampoco ayudará”.

Así que no descuides tu trabajo. Continúa tus estudios. Pasa tiempo con tu familia y amigos. Quienes te aman te ayudarán a salir adelante.

Una ruptura puede ser el final de una relación. Pero no es el fin de todo tu mundo.

3) Sí, debes darle tiempo

Tan cliché como suena, el tiempo todo lo cura.

Puede que no puedas verlo ahora. Seguramente, el tiempo te parece una eternidad. Pero a medida que pasen los días, el dolor se aliviará.

Según una investigación publicada en The Journal of Positive Psychology, se necesitan aproximadamente 11 semanas para sentirse mejor después de que una relación ha terminado.

Pero cada relación es única, con su propio conjunto de recuerdos y experiencias compartidas. 

Así que no determines un cronograma. En lugar de eso, tómate todo el tiempo que necesites.

4) Haz algo

Un poco amplio, ¿no?

Pero según una investigación publicada en el Journal of Neuroscience, el secreto para sentirse mejor después de una ruptura es tan simple como eso:

Haz algo, cualquier cosa que creas que pueda ayudarte.

Será diferente para cada persona, pero tú te conoces mejor que nadie.

Piensa en cualquier cosa que creas que puede hacerte sentir mejor después de pasar por un dolor tan intenso.

Que no te importe cuán tonto, extraño o incorrecto pueda parecer a otras personas.

Si cree que te ayudará, probablemente lo hará.

5) Evita el contacto con tu ex

La neurociencia explica por qué las rupturas duelen tanto. Es como si estuviéramos atravesando una abstinencia.

Porque, adivina que?

Literalmente estás sintiendo efectos de abstinencia.

Cuando estás enamorada, la oxitocina o la “hormona del amor” corre por tu cuerpo. Cuando una relación se terminó, tu cuerpo necesita adaptarse a la repentina falta de ella.

Y tienes que superarlo.

Según el terapeuta y autor de Hollywood, el Dr. Mike Dow, es necesario permanecer “sobrio de amor” durante al menos 30 días.

Eso significa cero contacto, sin llamadas, sin mensajes de texto, incluso sin redes sociales.

Sé que es posible que desees recuperar a tu ex, pero considéralo como una rehabilitación. 

Si quieres olvidar a alguien para siempre, realmente necesitas sacarlo de tu sistema por completo.

6) Tómate este tiempo para reflexionar y reconectar contigo misma

Todos sentimos que hemos perdido parte de nuestra identidad después de una ruptura. 

Y de alguna manera, es verdad.

La pregunta, “¿quién soy?” tiende a aparecer.

Esto es completamente natural. De hecho, es inevitable.

Según la autora Melissa Dahl, esta es en realidad la oportunidad perfecta para reflexionar y reconectar contigo misma.

Ella dice:

“Concéntrese en restaurar su concepto de sí mismo, ya sea haciendo las cosas que amaba y perdió de vista durante su relación, o probando pasatiempos nuevos.

“Este es un consejo de sentido común para la ruptura, pero por lo general es una táctica destinada a distraerte de tu angustia.

“Y probablemente lo hará, y eso puede ayudar.

“Pero cuando arrastras tu corazón roto a las lecciones de guitarra (o lo que sea) que secretamente siempre quisiste tomar, también estás reconstruyendo el yo que acabas de perder”.

7) Habla con tus seres queridos

Algunas personas tienden a encerrarse cuando están heridas. 

Sin embargo, si haces eso, solo te estarás alejando de las personas que pueden consolarte y ayudarte a sanar.

El autor Preston Ni sugiere:

“A medida que te recuperas, el apoyo y el aliento de tus seres queridos son esenciales para tu regeneración. Abraza el afecto de amigos, familiares o de una mascota querida (el poder de curación de los animales está bien documentado)”.

En este momento, confiar en tu sistema de soporte es más crucial que nunca.

8) No te obsesiones con “el cierre”

Al menos no en el sentido de que tengas que conseguirlo de la otra persona.

La cultura moderna de las citas está atrapada con la idea de “cierre”.

Se nos dice que debemos buscar respuestas de nuestros ex para ayudarnos a seguir adelante. Tal vez quieres entender por qué el se ha cansado de ti. 

Pero el cierre es casi imposible de encontrar en otra persona. Despierta, puedes encontrarlo por ti misma.

Monique Judge de The Root explica:

“El cierre es algo que a menudo tendrá que crear usted mismo y verlo como parte del proceso de seguir adelante.

“Piense en ello como el final de un capítulo de un libro. Tienes que decidir que quieres terminar y luego ser resuelto al respecto.”

9) Se amable contigo misma

Nada puede acentuar nuestras inseguridades más que una ruptura.

Esta es exactamente la razón por la que debes ser más amable contigo misma durante este período.

Es normal asumir la responsabilidad de la ruptura. Después de todo, se trata de dos personas, y una de ellas eres tú.

Pero asumir una culpa innecesaria es simplemente contraproducente.

Según la autora, life coach  y psicóloga Dra. Melanie Greenberg:

“Cuando te sientes deprimido es el momento de ser amable contigo mismo, en lugar de criticarte. Trata de levantarte y pensar en tus propias cualidades positivas. Date crédito por intentar hacer que las cosas funcionen, incluso si finalmente no lo lograste. Piensa en lo que podrías decirle a un amigo querido en tu situación y dirige esos comentarios a ti mismo.”

10) Incorpora los aprendizajes

Con el tiempo, llegarás a algunas conclusiones clave de esta ruptura.

Tarde o temprano entenderás por qué ustedes dos no funcionaron.

Según la coach en psicología y experta en felicidad Lisa Cypers Kamen:

 “Revisa y replantea las lecciones y oportunidades que la relación ha enseñado”.

Y quizás lo único que puedas sacar de esto es que las relaciones no se terminan porque alguno haya hecho algo mal.

En última instancia, las relaciones terminan porque es necesario. Porque ustedes ya no son compatibles o porque han evolucionado en diferentes direcciones.

11) No vuelvas a caer en viejos hábitos

Quizás el viejo hábito sea tu ex.

Tal vez sea su hábito de pasar demasiado rápido a otra relación. 

O tal vez sea tu propensión a evitar lidiar con tus emociones.

O mismo, el clásico romanticismo de siempre.

Quiero decir, ¿no miramos todos comedias románticas en las que la gente vuelve a juntarse como por arte de magia, olvidando los problemas importantes?

Como dice el autor y experto en relaciones Kevin Darné:

“Hemos sido programados por las novelas románticas y las películas de Hollywood para ver las rupturas como trampolines hacia un feliz para siempre.

“A casi todo el mundo le encanta una historia en la que una pareja, al final, vuelve a estar junta después de haber pasado por una situación emocional dolorosa”

Pero la vida no es como las películas. A veces, no puedes simplemente hacer que todo salga bien y estar juntos por arte de magia.

En vez de esto, haz lo que sea mejor para ti. Explora tus próximas opciones. Elige lo nuevo, algo que sea saludable para ti.

12) Ni se te ocurra pensar en tener intimidad después de la ruptura

¿Qué es lo peor que puedes hacer después de una ruptura?

Tal vez te sorprenda, pero mucha gente sucumbe a la tentación del sexo.

Es común porque hay muchas emociones involucradas durante una ruptura. Es normal querer volver a sentirte deseada. Necesitar cariño y contención. 

Pero estas emociones pueden hacerte perder el juicio e incluso confundirte con sentimientos temporales de apego a una nueva persona.

Así que mi concejo es que resistas.

Según el psicólogo Loren Soeiro:

“No sucumbas a la tentación del sexo después de la ruptura. Estos comportamientos altamente cargados solo prolongarán la sensación de estar intensamente conectado emocionalmente con su expareja “.

13) No estás sola

No creo que sea un consuelo ideal el hecho de que las rupturas y la angustia son bastante comunes. 

Pero no deja de ser cierto. 

Todos las hemos vivido y a todos nos ha dolido. 

Probablemente te sientas herida porque sabes que has sido rechazada, pero recuerda que todos fuimos rechazados. 

Es más, ¿cuántas veces has rechazado tú a alguien?

Cuántas veces alguien no te ha gustado. Es lo más normal del mundo y debemos aprender a sacarle tanto peso a algo tan natural. 

No seas demasiado dura contigo misma. Incluso a la persona más inteligente y hermosa le han roto el corazón. Nadie está excluido. 

14) Escribe

Sí, algo tan simple como escribir tus sentimientos puede ayudarte a sanar.

Estudios han demostrado los efectos positivos de llevar un diario. 

Puede ayudarte emocional, mental e incluso físicamente.

Anotar cómo te sientes puede ayudarte especialmente a sanar.

Según el profesor de psicología de la Universidad Roosevelt, Steven Meyers:

“Escribir sentimientos y pensamientos permite a las personas eliminar la angustia de su sistema y se ha demostrado que es una intervención poderosa.”

Escribir es una excelente salida para todas esas emociones difíciles. También es un espacio seguro para que te expreses, donde nadie pueda juzgarte.

15) Dale una oportunidad a la terapia

Puedes pensar que no necesitas ayuda profesional. 

Pero te sorprenderá saber la cantidad de personas que ven a terapeutas para ayudarlos a superar una ruptura. 

Tengo la suerte de venir de una ciudad donde hacer terapia es considerado algo normal. 

No significa que tengas un problema, significa contar con el apoyo de un profesional para que te ayude a tener una perspectiva distinta de tu situación. 

Es difícil pasar por el proceso de seguir adelante, especialmente navegar a través de problemas emocionales complicados.

Según la terapeuta de parejas Jessica Schroeder:

“A menudo, las rupturas son muy dolorosas y es importante procesar ese dolor. Es fundamental superar a su ex, no solo para volverse emocionalmente saludable, sino también para evitar que las experiencias se trasladen a nuevas relaciones.”

Un terapeuta te puede ayudar a darle sentido a tus emociones y te ayudará a lidiar con ellas de manera saludable y productiva.

16) Desarrolla una mentalidad de crecimiento

Una mentalidad de crecimiento implica tener la certeza de que puedes aprender de todo lo que te propongas. 

Es creer que con valentía y perseverancia, puedes superar cualquier obstáculo que encuentres.

¿Cómo se relaciona esto con las rupturas, necesariamente?

Un estudio de 2016 realizado por la Universidad de Stanford muestra que la forma en que manejamos el rechazo después de una ruptura determina cuánto tiempo nos aferramos al dolor que lo acompaña.

Los investigadores sugieren que dependemos de otros como fuentes de información para nosotros mismos. Habrás escuchado muchas veces decir que los demás son nuestros espejos. 

Eso significa que el rechazo de alguien que creemos que nos conoce bien puede ser extremadamente doloroso.

Aquí es donde entra en juego tu mentalidad, de estancamiento o de crecimiento.

Si tienes una mentalidad estancada, es probable que asocies el rechazo con partes negativas de ti misma. Esto implica un tiempo de recuperación más largo.

En cambio si tienes una mentalidad de crecimiento, te concentrarás los aspectos positivos de ti misma.

Verás las cosas que puedes cambiar y mejorar, y claramente avanzarás más rápido.

17) Elígete a ti

No pierdas tiempo pensando en nadie ni en nada que no seas tu misma. Tomate el tiempo necesario para tener claro como te sientes.

Necesitas amarte y cuidarte ahora más que nunca.

Hay personas que caen en una gran depresión y en estos difíciles momentos lo más importante es saber que todo pasará y que no debes dejarte caer. 

Comer bien, hacer ejercicio, mimarte, hará que salgas más rápido y fortalecida de esta situación. 

Y lo más importante, recuerda que también eras feliz antes de estar en pareja. Piensa qué era lo que te hacía feliz entonces y recupera tu vida. 

La salida es hacia dentro

Si has llegado hasta aquí, sabes con certeza que no será fácil. 

No te voy a engañar y decir que los pasos que enumeré arriba son todos blanco y negro. 

Al final del día, tus instintos son tus mejores aliados. 

Solo tú puedes permitirte salir adelante por completo.

Aquí hay un consejo que puedo darte porque me ha funcionado: la forma más saludable de olvidar a alguien es tratar de encontrar nuevas fuentes de significado.

Reinvéntate. Sal contigo misma. Haz cosas que te apasionen. Ocupa tu tiempo con cosas que disfrutas. Que todo esta sea respecto de ti. 

Puedes encontrar nuevas fuentes de significado reconectándote con amigos, comenzando un nuevo pasatiempo o simplemente permitiéndote atravesar este viaje.

Puedes sentir que has perdido mucho. Que has cometido errores y has perdido tiempo que no puedes recuperar.

Pero eres capaz de curarte. Y pase lo que pase, todavía eres digna de amor.