Como perdonar una infidelidad y permanecer juntos: 14 consejos claves

Los engaños ocurren por muchas razones, ninguna de las cuales es buena.

En muchas situaciones, la infidelidad lleva al final de la relación. 

Esto es así, debido a que la traición tiene un costo emocional muy alto para la persona que fue engañada.

Sin embargo, algunas parejas logran que una segunda oportunidad funcione para ellos, después del engaño.

Aunque no es fácil y puede llevar mucho tiempo, estas parejas siguen adelante con éxito. 

¿Cómo logran perdonar una infidelidad y permanecer juntos?

Después de encontrar formas de sanar los sentimientos heridos, restablecer la confianza y trabajar para lograr una relación más saludable.

Es importante tomarse algo de tiempo y espacio para que ambos reflexionen sobre el asunto.

La persona infiel debe estar realmente arrepentida por lo sucedido. La persona que fue engañada debe estar dispuesta a perdonar.

Si ambos han decidido arreglar las cosas, pueden comenzar a reconstruir la confianza y la amistad a través de una comunicación honesta.

Y es importante que ambas partes sean conscientes de que reparar el daño requiere tiempo, paciencia y respeto mutuo.

14 tips para continuar con una relación, después de un engaño

Es posible recuperarse de una infidelidad, cuando ambos están dispuestos a dar los pasos necesarios. Pero esto puede llevar mucho tiempo y esfuerzo.

No existe un camino sencillo hacia la reconciliación. 

Cualquier intento genuino de superar el engaño requiere que identifiques la razón subyacente de la infidelidad. También debes comprender qué papel desempeñó cada una de las partes en el desarrollo de la aventura. Y finalmente encuentres una solución que satisfaga tus necesidades para poder seguir adelante.

1) Dense espacio y tiempo para calmarse

Sentirás muchas emociones abrumadoras, inmediatamente después de descubrir la aventura de tu pareja.

Es completamente natural y justificable estar enojado con él. Pero debes tener cuidado con lo que puedas decir o hacer en el calor del momento.

Lo mejor que pueden hacer en un primer momento es tomarse un descanso. Retrasar la conversación y tratar de calmarte primero.

Hablar cuando tus emociones están en llamas no te traerá ningún beneficio.

La mejor alternativa es procesar tus sentimientos y meditar sobre lo que finalmente le dirás.

Puede ser tentador para él compensarte en exceso, al no perderte de vista. Pero no obtendrá ninguna verdadera reflexión sobre lo que en verdad deseas de la relación, mientras estén juntos.

Date el tiempo y el espacio para pensar detenidamente, descubrir lo que realmente quieres y ocuparte de tus propias necesidades emocionales.

Además, si pasas demasiado tiempo con tu pareja, puede terminar “castigándolo” 

También pueden tratar de apresurarse a «superarlo», lo que solo generará resentimiento en ambos.

2) Haz una reflexión interior

En lugar de reprimir tus emociones, es esencial trabajar en ellas con introspección.

Pregúntate si eres capaz de perdonar totalmente a tu pareja. También, si puedes deshacerte de tus rencores.

Escribe un diario para organizar tus pensamientos, aclarar emociones y expresar gratitud por las otras cosas buenas de la vida. De esta forma te será más fácil atravesar los momentos difíciles.

Es bueno hacer un examen de conciencia, antes de hablar con tu pareja. De lo contrario, puedes terminar arremetiendo o haciendo algo impulsivo y negativo para ambos.

El tiempo no curará todas las heridas, pero puede darte perspectiva, cuando lo combinas con la reflexión.

3) Asegúrate de que él se encuentra arrepentido

¿Tu pareja es sincera? 

¿Realmente se siente mal por lo que ha hecho?

Antes de que algo pueda volver a suceder, debes ver si él realmente siente remordimiento y arrepentimiento.

Tiene que demostrarte cuánto lo siente, a través de un cambio de comportamiento y la voluntad de arreglar las cosas.

Además, terminarás de comprobar esto, cuando él realmente haga un esfuerzo honesto por reconstruir su relación.

4) Sé sincera y mantente así

El paso más difícil para reparar una relación dañada por la mentira y la traición es cultivar una honestidad brutal y seguir adelante.

A menos que tu pareja sea completamente sincera contigo, nada funcionará.

No puede simplificar la infidelidad y decir que “solo sucedió”. Debe dejarse en claro por qué ocurrió y cómo sucedió.

También él debe estar dispuesto a responder todas y cada una de tus preguntas, durante el tiempo que sea necesario para recuperar tu confianza.

Además, la persona infiel puede tener que renunciar a cierta privacidad, para que la otra parte deje de sentirse insegura.

Puede tener que dar acceso a todas las cuentas en línea. Adicionalmente, decirle a su pareja adónde y con quién van. E incluso evitar salir con amigos los fines de semana.

5) Habla abiertamente sobre el asunto

Hay muchas incógnitas, después de una aventura.

Si eres alguien a quien engañaron, te quedarás atrapado imaginando los peores escenarios en tu cabeza.

Por doloroso que pueda ser, es fundamental pedirle a tu pareja que comparta detalles sobre la aventura.

La total honestidad y cooperación de tu pareja te pueden ayudar a sanar más rápido.

Pregúntale dónde y cómo comenzó la aventura, cuánto duró y por qué decidió seguir adelante.

Determina si fue solo una cuestión física, emocional o una combinación de ambas, para comprender qué hizo exactamente tu pareja.

Sufrirás con los detalles. Pero esto no se compara con el tormento que puedes llegar a armar en tu cabeza, si no sabes lo que realmente sucedió.

Luego toma distancia para aclarar tus ideas.

6) Quita las tentaciones del camino

El primer paso y el más importante para sanar una relación, es que el engaño debe terminar. Eso está claro.

La persona que engañó ya no puede ver ni contactar a la persona con la que engañó. 

De lo contrario, reconstruir su relación será una pérdida de tiempo.

Toma medidas para cortar el contacto; establece límites y reglas que ambas partes deban seguir.

Es importante ser sobre todo claro, y especificar lo que aceptarás o no aceptarás.

La transparencia es fundamental, para que ambas partes se sientan seguras y respetadas. 

Algunas cosas que puede hacer son:

Eliminar la información de contacto

Bloquear el número

Eliminar el contacto de redes sociales y aplicaciones de citas

Eliminar contraseñas telefónicas

Aceptar volver a casa temprano

7) Piensa en la opción de realizar terapia de pareja

Puede resultar difícil saber por dónde empezar a arreglar las cosas, cuando descubres la infidelidad de tu pareja.

Un terapeuta con licencia puede ser la parte neutral que necesitas. Te ayudará a identificar cualquier problema subyacente en la relación y procesar las emociones negativas.

La mayoría de las parejas exitosas que se recuperan de un engaño, se toman el tiempo para buscar ayuda profesional. Esto acelera el proceso de sanación y restauración de la pareja.

Te ayudará a navegar la situación de una manera más madura. 

Además, un terapeuta puede brindarte una perspectiva más clara o nuevos conocimientos sobre tu relación.

Incluso, puede ayudarte a ver problemas que no sabías que existían. 

Un psicólogo puede enseñarte a manejar tus sentimientos, comunicarte mejor o superar el dolor y apego poco saludables.

8) Habla sobre los problemas de tu relación

Tú no tienes la culpa de que tu pareja te engañe. No hiciste nada malo y ciertamente no merecías lo que sucedió.

Pero vale la pena considerar porque tu pareja te fue infiel. Quizás la relación no era tan sólida como pensabas.

Más allá de la infidelidad, ¿cuáles son los problemas a los que se enfrentan como pareja?

¿Estos problemas se encuentran en el área de la intimidad, la vinculación y la comunicación?

No se culpen el uno al otro, ni se nieguen a reconocer que ambos tienen sus propios problemas. Mejor hablen y trabajen en equipo para mejorar todos los puntos que consideren necesarios.

9) Comunícate con regularidad

Para que él logre reconstruir tu confianza necesitarán hablar de todo con honestidad. Además de continuar hablando, mientras trabajas en las secuelas que te dejó la infidelidad.

Si alguno de los miembros de la pareja se apaga y se niega a hablar, la relación no funcionará, por mucho que desee arreglarla.

Tómate un tiempo durante la semana para hablar y establecer un diálogo abierto sobre tus necesidades y sentimientos. Al planificar estos, les resultará mucho más fácil llevarlo a cabo.

10) Realiza los cambios necesarios

La realidad es que cuando ocurre una infidelidad, la antigua relación deja de existir.

Debes tener la determinación de seguir adelante, en lugar de detenerte en el pasado. Esto puede ser un verdadero desafío.

Identifica las razones por las que ocurrió la infidelidad. Luego, realiza los cambios necesarios para evitar que vuelvan a suceder.

Sé más intencional a la hora de perdonar a tu pareja. Establecer nuevas normas y prestar más atención a sus pensamientos y sentimientos, para lograr una relación sana y equilibrada.

Para corregir errores, debes hacer las cosas de manera diferente y encontrar mejores formas de construir tu relación.

Tengan más citas y organicen «charlas» semanales para mejorar la comunicación. Únanse a actividades de pareja para crear vínculos. 

Estas pequeñas modificaciones en su dinámica como pareja pueden lograr grandes cambios en su relación.

11) Comparte el dolor con tus seres queridos

La infidelidad puede ser una experiencia solitaria para la persona que fue engañada.

Aunque puedes beneficiarte de trabajar en tu yo interior, debe rechazar el ánimo de retirarte del mundo. Es importante que también aprendas a apoyarte en los demás.

Abrirte con amigos y familiares de confianza, puede ayudarte a lidiar con la situación. Adicionalmente, te recordará que eres amada y cuidada también por otras personas.

Incluso, si no estás lista para hablar sobre el tema, es bueno conectarse con personas que te valoran, por tu autoestima y recuperación.

También puedes hablar con un terapeuta para recibir orientación personalizada. Cuando debes transitar por estas situaciones tan difíciles en la vida, una puede sentirse paralizada y no saber qué es lo mejor hacer a continuación. Es en estos casos, que optar por psicólogo, puede resultar ser una muy buena idea.

Por supuesto que no es una buena idea volverse loca y exponer a tu pareja en las redes sociales.

Avergonzar públicamente a tu pareja se verá mal y muestra una falta de madurez por tu parte, que no te ayudará. 

Además, lo expondrás a opiniones externas, que no necesitan en este momento.

Es mucho más saludable hablar con alguien en privado.

12) Trabaja nuevamente en su amistad como pareja

Además de reconstruir la relación romántica, es importante redescubrirse como amigos.

Cuando comienzas como amigo de alguien, intentas cultivar la confianza y el respeto. 

Esto es lo que exactamente necesitas en este momento.

Imagina que presionas un botón para reiniciar la relación. Aunque parezca extraño, ayuda a comenzar de nuevo su conexión.

Tómense el tiempo para conocerse de nuevas maneras, tener citas y hacerse preguntas.

Esencialmente, debes reformar tu vínculo y comenzar una nueva relación.

13) Acepta que reconstruir tu confianza llevará tiempo

La traición es la parte más dañina de cualquier aventura, porque destruye la confianza. Esta es la base más elemental de una relación amorosa.

Un compañero infiel puede querer que su compañera simplemente «lo supere» e inmediatamente vuelva a confiar en él. No funciona de esa manera.

Las personas que fueron engañadas luchan por saber qué es lo real. 

Por lo que reconstruir la confianza es un proceso largo, que solo puede funcionar a través de la responsabilidad, la paciencia y la comunicación honesta.

Las parejas que se dan suficiente tiempo para sanar son las que permanecen finalmente juntas.

Cumplir con las reglas, los horarios y los planes acordados pueden ayudar a tranquilizar a la pareja y reconstruir la confianza perdida.

14) Cuídate

La autorreflexión es útil y esencial después de un engaño. Especialmente, porque puedes aprender de tus errores.

Sin embargo, no debes responsabilizarte, ni obsesionarte con lo sucedido, porque no es culpa tuya.

No eres responsable de las acciones y elecciones de tu pareja. Por lo que la autocrítica dura no ayudará. Incluso, puede retrasar tu recuperación y hacer que sea más difícil la superación de la infidelidad.

Cuando se trata de un problema que te cambia la vida, es esencial practicar el amor propio y el cuidado personal.

Tómatelo con calma y ocúpate primero de tus necesidades. Come bien, descansa lo suficiente y haz más ejercicio.

Si es posible, invierte tiempo en los pasatiempos que te hagan feliz, para llenar tus días de manera positiva.

Recuerda, tu identidad no se centra en tu pareja. Eres suficiente.

¿Existe la esperanza de permanecer juntos después de la infidelidad?

Mientras los seres humanos estén involucrados, siempre habrá un área gris, cuando se habla de infidelidad.

Ninguna de las partes es totalmente inocente o completamente culpable. Los errores, incluso los catastróficos, son inevitables, porque nadie es perfecto.

En lugar de querer estar en una relación diferente, las personas que tienen una aventura suelen buscar un elemento, que falta en su relación.

Quieren que la relación en sí sea diferente, porque ha cambiado con el tiempo.

Las necesidades humanas también cambian. Una pareja infiel puede estar deseando más validación, conexión, afecto, cariño, intimidad, novedad, autonomía o poder en la relación.

Si bien no hay excusa para engañar a tu pareja, es importante comprender la razón por la que ocurrió la aventura.

Tienes que encontrar y reparar esas grietas, que permitieron que alguien más atravesara la relación.

Otra consecuencia de esto es que, después de ocurrir el engaño, tu relación nunca volverá a ser la misma.

Incluso, si tú y tu pareja pueden recuperarse, el engaño ya ha complicado lo que tenían.

La persona que fue engañada sentiría una amarga decepción, mientras que el que engaño se sentirá culpable.

Esta combinación hace que sea difícil para ambas partes permanecer en la misma habitación. Sin mencionar, comunicar lo sucedido, perdonarse y hacer las paces.

Se necesita tiempo para lidiar con estos sentimientos, y deben ser tratados. De lo contrario, pueden extenderse a posibles relaciones futuras, creando un impacto duradero en su vida emocional y romántica.

Señales de que puede ser hora de seguir adelante

Debido a que es difícil superar la infidelidad, muy pocas parejas logran reconstruir su relación para que continúe.

La mayoría de las parejas que experimentan las consecuencias de la infidelidad se separan de inmediato. Otras pueden intentar que funcione, pero fracasan.

Si fuiste la persona agraviada, probablemente te estés preguntando, si debes irte o no, después de descubrir que tu pareja te engañara.

En última instancia, eres la única persona que puede tomar esa decisión.

Avanzando, juntos

Seguir adelante después de la infidelidad no funcionará, si una parte intenta fingir que todo es igual. Que solo necesitan devolver la relación a su estado original.

Algo salió mal con la relación antes. Por lo que sólo puedes seguir adelante dejando ir lo que no estaba funcionando y reparando los problemas que tengan.

Esencialmente, avanzar después de que una de las partes engaña a la otra, le brinda la oportunidad de recrear la dinámica de su relación.

Si se hace correctamente, cada parte saldrá de la experiencia con un mejor sentido de quiénes son y qué quieren.

Aunque la relación nunca volverá a ser la misma que antes, no significa que no pueda ser más fuerte.

Siempre que ambas personas en la relación se comprometan a esforzarse, pueden sobrevivir y crecer juntas de nuevo.